Marketing publicidad

Sácale el máximo partido a tu web

NATALIA FERNÁNDEZ ¿Tienes un negocio y quieres ampliar fronteras mediante una página web? Si aún no tienes tu propia página, debes de saber las grandes ventajas que ésta puede ofrecer a tu empresa. Si aprendes a optimizarla al máximo, Internet te abrirá un gran abanico de oportunidades.

En la red existen entre 600 y 700 millones de sitios webs activos, la mayoría pertenecientes a empresas que han optado por facilitar a sus clientes el acceso, vía online, de sus productos y servicios. Podemos clasificar estas webs en tres tipos fundamentales:

tienda_online

  • Webs corporativas: con la intención de dar a conocer la empresa y el servicio que ofrecen, facilitando al usuario la comunicación directa con la misma.
  • Webs catálogos: Aparte de los servicios de la web exclusiva, ofrecen un catálogo y descripción de sus productos, pero no permiten realizar una compra online.
  • Webs e-commerce: A modo de tienda online, éstas permiten realizar todo el proceso de compra vía online, a partir de una base de datos de productos y un modo de pago.

Para la elección del tipo de web más acorde a tu empresa, es recomendable realizar un estudio previo para elegir cuál de los tipos anteriores nos puede aportar mayores beneficios. ¿Queremos prestar la posibilidad de compra vía online? ¿O tal vez sólo queremos dar a conocer nuestros productos para que, posteriormente, visiten nuestras instalaciones? ¿Es rentable mantener una tienda online? ¿Tenemos presupuesto o personal encargado de ello? Si, finalmente, y tras el estudio previo de viabilidad, nos decidimos por una tienda online, esto puede ser un gran apoyo para nuestro negocio si sabemos cómo optimizarla al máximo.

En primer lugar, debemos de concienciarnos que desde ese momento nuestra empresa está abierta al mundo, es decir, cualquiera puede entrar en la página y conocer nuestros servicios, por lo que el margen de mercado se amplía considerablemente. Por tanto, hay que exprimir esta oportunidad que nos brinda la red.

Por otra parte, tenemos que aprender a diferenciarnos de la competencia. Para conseguir el éxito, tu empresa debe de aparecer entre los primeros resultados de búsquedas. Aquí es donde entra en juego el Posicionamiento Seo (Search Engine Optimization) o en su defecto, el Sem (Search Engine Marketing).

El primero de ellos es un resultado orgánico, es decir, obtenido por la propia página mediante una optimización interna previa y otra serie de acciones externas como el Link Building. Este resultado se consigue a largo plazo y es muy efectivo. Por el contrario, el Posicionamiento SEM se consigue pagando las primeras posiciones en los buscadores, asociadas a una lista de palabras clave. Ambos métodos no son excluyentes y se pueden complementar a la perfección.

Otra de las formas para dar a conocer su negocio e incitar a la compra es la creación de campañas de display; anuncios publicitarios en forma de Banners insertados en otras webs que tienen como intención conseguir clientes potenciales.

Por último, no olvidar las redes sociales, que permiten la comunicación directa con los usuarios, convirtiéndose en una de las formas más eficaces y gratuitas de acercar su empresa al público objetivo y, lo más importante, fidelizar clientes.

Por último, una vez atraídos los clientes objetivos a tu web, consigue que estos permanezcan y naveguen en ella empleando técnicas de usabilidad. Contenidos interesantes y de fácil acceso, complementados con un método de compra sencillo es lo más eficaz.

Con todas estas acciones de marketing online el éxito de tu empresa está asegurado.



¿Quiéres Valorar el artículo?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (No Puntuado)
Cargando…

Sé generoso. Comparte :)

¿Quién ha escrito esto?

Natalia Fernández

Web & Desing Manager en marketingpublicidad

1 Commentario

  1. Junior 16 Febrero, 2014 at 11:09

    Buen articulo y buena info, gracias

Comenta, queremos saber tu opinión